Android desde 0 (2ª parte)

Cuando uno coge un dispositivo Android y viene de otros sistemas operativos suele pasar por un pequeño periodo de sufrimiento que luego se olvida. Lo cierto es que si se siguen unos pequeños pasos, que no nos llevan más de media hora, el periodo de adaptación se reduce de forma notable. Por eso, hemos creado la lista con los pasos a seguir la primera vez que coges un smartphone o tablet Android. Si no es la primera vez que lo coges pero sigues sin aclararte bien, este manual también te será muy útil.


1.- Botón Home

Esto es algo obvio y básico que domina cualquier usuario Android. Sin embargo, para los nuevos puede ser algo complicado de entender. El Botón Home es el botón representado por una casita. La única función de ese botón es llevarnos al menú inicial directamente. Supongamos que hemos accedido a la tienda de aplicaciones, desde allí hemos instalado y abierto una aplicación, hemos accedido a los ajustes de la app, y desde ahí a una página de instrucciones en Internet. No sabemos donde estamos, ¿verdad? Ir retrocediendo podría ser una locura. Tranquilos, pulsamos botón Home, y ya estaremos en la pantalla inicial del móvil, viendo nuestro fondo de pantalla y los iconos configurados, nada es más confortable y tranquilizador que sentirnos en casa xDD

2.- Botón Atrás

Este botón está representado por una flecha que apunta hacia la izquierda. Sirve para retroceder en cualquier pantalla. Hemos abierto un menú y queremos volver al menú anterior, pues pulsamos aquí. Si pulsáramos el botón Home en este caso, volveríamos a la pantalla inicial del móvil y tendríamos que recorrer todas las carpetas hasta llegar al menú en el que estábamos, así nos ahorramos todo eso. Recordad, botón Atrás es para retroceder a la pantalla en la que estábamos justo antes.

3.- Botón Menú

Este botón está representado normalmente por una pequeña lista, o una columna con varias líneas. Sea como sea, es fácil de encontrar, ya que está al lado del botón Home y Atrás. A veces se encuentra a la izquierda y a veces a la derecha, en función del fabricante, aunque por norma suele estar a la derecha. Este botón es el que nos muestra todas las opciones. Es al que hay que recurrir cuando estamos en una pantalla en la que no sabemos cómo hacer algo. Por ejemplo, estamos delante de una foto y la queremos enviar por correo electrónico. ¿Qué hacemos? Botón Menú, y aquí se nos mostrará Compartir. Y lo mismo para borrar elementos, para clasificar, para ordenar, etc. No está de más que de vez en cuando pulsemos este botón para ver todas las opciones que tenemos en el lugar en el que nos encontremos de nuestro dispositivo Android.

4.- Conectar a red WiFi

Una vez estamos familiarizados con el móvil, lo siguiente es conectarnos a la red WiFi. Los smartphones viven en Internet, y la mejor forma de sacarle partido a un terminal es con una conexión. Acudimos a Ajustes, pulsamos sobre WiFi, seleccionamos nuestra red, e introducimos la contraseña si la tiene. Guardamos, y esperamos a que el icono del WiFi aparezca y voilá, ya estamos conectados con el mundo.

5.- Actualizar el móvil

A la larga, lo tendréis que hacer, y es una complicación cuando tenéis el móvil lleno de cosas. Mejor hacerlo ahora, aunque os parezca complejo, que no lo es. Actualizar el móvil es una de las primeras cosas que debemos hacer al adquirirlo. Para ello, podemos intentar hacerlo por OTA, accediendo a Ajustes > Acerca del teléfono > Actualización de software, y comprobando si hay actualizaciones del sistema. Cuidado aquí, normalmente en esta sección hay tres pestañas nos interesan las actualizaciones del sistema, no las de las aplicaciones, confundirlo es un error frecuente. Para evitarlo, revisar la pestaña superior y comprobad que estáis viendo las actualizaciones del sistema. Después de eso, lo suyo es comprobarlo a través del PC. Samsung dispone de Kies y Sony de PC Companion. Sea el que sea, debemos instalar el programa de gestión de nuestro móvil en el ordenador. Por norma, los móviles están configurados para que nos den el aviso cuando nos conectemos por primera vez por USB. Si no, haciendo una pequeña búsqueda en Google con “programa ordenador [modelo de móvil]” encontraremos el software que necesitamos. Instalamos este programa en el PC, conectamos el móvil y buscamos la opción para consultar las actualizaciones. Si las hay, llevamos a cabo el proceso paso a paso. Tranquilos, no va a pasar nada si seguimos las instrucciones. Lo principal es no desconectar el móvil mientras el proceso se esté llevando a cabo.

6.- Conecta con tu cuenta de Google

Si tienes un Android, tener una cuenta de Google es esencial. Al encender el smartphone te la pedirá, si no la tienes, créala. Si por alguna razón os habéis saltado este paso, accede a Ajustes, dirígete a la sección Cuentas, pulsar en Añadir Cuenta, y seleccionar Google. Si tienes cuenta, introduce los datos. Si no, créala desde ahí mismo.

7.- Sincroniza tus contactos

A lo largo de la vida, cambiarás de móvil. Sincronizar los contactos es esencial. Si los sincronizamos con nuestra cuenta de Google, en el futuro podremos transferirlos a otros dispositivos Android, al iPhone, a un iPad, o a un Windows Phone, entre otros. Si tenéis un iPhone y queréis transferir los contactos, la mejor forma también es la cuenta de Google. Si teníais otro dispositivo, lo más fácil es que los copiéis a la SIM y los traspaséis. 

Es incómodo andar corrigiendo cada contacto después, pero es lo más rápido al final. Una vez tengáis todos los contactos en vuestro Android, podéis sincronizarlos con vuestra cuenta de Google en Ajustes > Sección Cuentas > Google > La cuenta deseada > Y marcando la opción Contactos.

8.- Entra a Google Play 

Sin miedo, la tienda de aplicaciones es tu amiga. Allí están todos los elementos que harán tu móvil extremadamente útil. Lo mejor es familiarizarse con ella y empezar a buscar apps interesantes. Podemos desplazarnos de izquierda a derecha para buscar las más descargadas, que será interesantes, o bien buscar las más conocidas.

9.- Inicia sesión en Facebook y Twitter

Esto va a discreción, pero vivimos en un mundo socialmente conectado gracias a los smartphones y las redes sociales. Es tontería no mezclar estos dos. Descarga e instala las aplicaciones de Facebook y Twitter e inicia sesión. Cada ve que alguien te envíe un mensaje, publique en tu muro, te mencione, o retuitee algo tuyo, te llegará una notificación, así estarás totalmente al tanto de lo que ocurre en tu cuenta social.

10.- Instala WhatsApp

Si hay una aplicación que marca la diferencia hoy día, esta es WhatsApp. Guste a todos o no guste, lo cierto es que es uno de los medios de comunicación más utilizados hoy en día. Debemos llevar la app en el móvil. Entramos a Google Play y descargamos WhatsApp. La iniciamos, introducimos nuestro número de móvil, y a comunicarnos. A parte de esta app, tenemos cada vez más alternativas a WhatsApp, con muy buena calidad como Line, WeChat, SpotBros, Joyn o ChatOn, entre otras.

11.- Configura el correo electrónico

Los smartphones deben su nombre al correo electrónico. A los móviles que permitían enviar y recibir emails se les dio el nombre de teléfonos inteligentes, “smartphones” en inglés. Si nuestro correo es de Gmail, al conectar con la cuenta de Google ya se habrá configurado. Pero si tenemos una cuenta en un dominio externo o propio, configurémosla en el cliente de correo. Lo podemos hacer igual que lo hacemos en nuestro ordenador. Si no sabemos cómo, solo tenemos que buscar “Como configurar una cuenta de [servicio de correo] en Android”. Cambiemos [servicio de correo] por sitio web como Yahoo o Hotmail, o por el proveedor de hosting, como 1and1 o Hostalia, entre otros.

12.- Descarga Google Drive y Evernote

Tener el móvil y el ordenador conectado no es fácil. A veces tendréis que transferir archivos, direcciones, una nota, una imagen, o algún otro elemento entre los dos dispositivos. Podréis hacerlo por cable, podréis hacerlo por correo electrónico y de otras mil maneras. Google Drive y Evernote nos pueden ayudar mucho. El primero es un sistema de almacenamiento en la nube. Subimos allí archivos o carpetas enteras, y las tendremos en el móvil. Incluso podemos hacer que estén disponibles sin conexión y podremos acceder a ellos aunque no tengamos red WiFi o 3G. El segundo es una navaja multiusos. Puede servir para apuntar tareas, para hacer listas de la compra, para guardar notas, etc. Es esa aplicación que algún día nos sacará de un apuro. Será mejor no olvidarla. Descargamos estos dos y creamos cuenta en Evernote si no tenemos.

13.- Las aplicaciones a la tarjeta de memoria

Depende del smartphone, podría ser muy útil transferir aplicaciones a la memoria microSD, o a la memoria externa. Si nuestro móvil tiene poca memoria interna, debemos hacerlo. Para ello, hay aplicaciones muy útiles como App2SD, que nos avisa de las apps que podemos transferir, y que es capaz de reconocerlas cuando las instalamos.

Y hasta aquí los trece pasos a seguir la primera vez que cogemos un móvil Android. Nunca está de más darles un repasito para ver si podemos sacar más partido a nuestro smartphone de alguna manera.

Un saludo ;)

Add Feedback